Post para no dejar de postear xd

Estoy trabajando en una entrada nueva, por lo que sí, me toca investigar y me he encontrado con cosas que me están haciendo pensar demasiado, entre ellas está esta otra entrada que me dejó medianamiente pensando un poquito, pero me pareció lo suficientemente interesante como para no dejarlo simplemente ir.

(Clic a la imagen o a su texto)

Empoderamiento y reggaetón

Neta me está costando un poco sacar el siguiente post, es que considero que es lo suficientemente importante y un tema bastante grande y muy amplio como para simplemente publicarlo en una página que nadie va a leer. 😅
Me debato en ello…

No sé si debería darle un video propio en mi canal, pero sé que al fin y al cabo este post es apenas una prueba de cómo lo quiero llevar. Así que, no sé cómo voy a tratarlo.

En fin, creo que necesito saber muchas opiniones fundamentadas acerca de lo que acabo de leer (la publicación de arriba). Me parece bastante interesante, y aunque creo tener una respuesta, me interesaría saber qué piensan las demás personas.
Porque así soy, más que creer que tengo la razón, me gusta saber qué otras opiniones hay y por qué piensan como piensan… 😉

Johnny can’t decide

Para no perder la costumbre de publicar pasando un sábado, quiero compartir una canción que no sé por qué la siento tan personal si siquiera me siento identificado. No se, me encanta demasiado.

Esta actuación de Andrew Garfield es de las mejores hasta la fecha.

Quisiera haber publicado algo que estoy haciendo, pero… para la próxima será. Hasta eso, quiero disfrutar de esta hermosa canción.

Perdonar es… compliacado

Este blog se me está yendo de las manos.

Continuar leyendo «Perdonar es… compliacado»

Lejos y agridulce

¿Por qué un pintor pinta?
¿Por qué un actor actúa?
¿Por qué un escritor escribe?
¿Por qué un escritor escribe…?

Son solo los engaños de la vida. La vida es un engaño en sí, y somos nosotros quienes lo creemos, le otorgamos la virtud de jugar con nuestra cabeza, con nuestros pensamientos y emociones, le concedemos el don de desquebrajarnos, de proporcionarnos ciertas vivencias que de otro modo solo podríamos conseguir si la droga fuese una opción bien llevada. Son ciertas experiencias que nos comemos en una tarde de abril, confiriéndonos el disfrute de una buena película, de una buena música, de ciertas letras que juegan en busca de un sentido, de unos ojos, de unos oídos, de unas bocas, de unas manos, capaces de descifrar la semblanza de pasiones impregnadas en el recipiente, puestas para mí, para ti, querida amiga.

Continuar leyendo «Lejos y agridulce»

El violinista

¿Quien crees que soy?
¿Un apego que se propagó ferviente entre las anacondas de tu ser?, ¿un simple descolocado que no supo huir de los miedos que más intoxican su ser?, ¿o tal vez, solo quizá, un «puede ser», un «no te lo aseguro», entre tantas verdades y afirmaciones, entre muchas de esas reales y arañosas cosas que más socavan esta vida defectuosa.
Sí, tal vez, pero no te lo aseguro.

Continuar leyendo «El violinista»

Sonidos

Cuando suena el teléfono la llamada ansía,
del otro lado, las ganas de un suspiro ahogadas en la penumbra,
de este, una ebria continuidad de la impaciencia que ebullía,
y ningún presente contribuía al cese que sofocaba al mediador.
Quizá bastaba cierta escucha, alguna inmarcesible cosecha de fe,
algo que mermara la distensión…
indiscutibles rasgos opuestos en ambos extremos
conviertieron aquella noche en sepulto trabazón.

Continuar leyendo «Sonidos»

y el tiempo se estaba acabando

Lo siento, no me encuentro emocionalmente bien como para narrar algo que se aleja cada vez más y más en el horizonte, hasta que irremediablemente, termine por desaparecer.

que cambiara mi mundo,

En el pasado, con sus ramas trastocadas,
la mar pone el espejismo de sí mismo
junto con otros que yacen en algún rincón del plenilunio,
atados al Muérdago, que ya no crece taciturno.

Continuar leyendo «que cambiara mi mundo,»

Estaba esperando a alguien

En la laguna azul, la progresión de los fantasmas que se deslizan cálidos en los tintes de los perímetros de la vida, sienten aquella angustia tan sempiterna de la mano que la recoge, y sus dedos no son otros que los mismos que los chupan por no dejar de sentir su sabor. No te dejan sacarlo, es que ni puedes comerlo.

Continuar leyendo «Estaba esperando a alguien»

Yo sí

(Relato)

—¿Añoras los viajes por carretera?

—Me gusta que sea de noche.

Ambos guardan silencio.
El volante está húmedo con su sudor, es verano y el calor se percibe hasta en aquella incomodidad, inhala fuertemente y tan profundo que en el auto retumba el emanado ambiente seco al exhalar. Ya no hay reproches, ya no hay miradas, ni siquiera excusas para una tertulia amena. Fue el último intento.

Continuar leyendo «Yo sí»

¿Con quién se queda el perro?

Ahora toca hablar de la letra de las que para mí, es una de las mejores canciones de Jesse & Joy, repito, para mí, y es por el hecho que no he escuchado muchas de este grupo, pero esta es una de las más sonadas.

Continuar leyendo «¿Con quién se queda el perro?»

HISTORIA VI

De: Historias de versos locos que lo volvieron al poeta

Cuarteles de invierno (2º parte)

Sus orejas estaban, como siempre, alertas a cualquier trayecto de inquietud que se pueda presentar en ese paraje incierto. Aquel estruendo opaco y silencioso, se devolvió en jaque a sus sentidos.

Continuar leyendo «HISTORIA VI»

Epitafio

Mini-poema (Relato)

Recuerdo mirar por la ventana amena
a tu enemiga pasar sin obsesión alguna,
de su sinfín de contrariedad que ninguna acepta,
eternidad enamorada de su fluctuación en lucha.
Continuar leyendo «Epitafio»

Atómiko

(Relato)

Explosión. Esto apenas inicia. Los cabalgantes fatuos que dibujan estelas en el limbo de las luciérnagas, no son más que bochornos bajo la mirada remilgosa del ente vigilante en esta ceguera.

Continuar leyendo «Atómiko»